Share
Preview
 
Boletín de buenas noticias de CRESE - Empresa Responsable, A.C.  Enero 2018

Visita las siguientes páginas:
www.empresaresponsable.org www.crese.org  www.plataforma-er.com  www.misionerosmt.org
 
LAS 3 LEYES DE LA ROBOTICA
Las Tres Leyes de la Robótica de Asimov aparecen formuladas por primera vez en 1942 en el relato El círculo vicioso de Asimov. El autor busca situaciones contradictorias en las que la aplicación de las Tres Leyes se pone en tela de juicio planteando a la vez interesantes dilemas filosóficos y morales que, en esta colección, Robots & Aliens están más presentes que nunca. Los primeros robots construidos en la Tierra eran modelos poco avanzados. Era una época en donde la robo-psicología no estaba aún desarrollada. Estos robots podían ser enfrentados a situaciones en las cuales se vieran en un conflicto con sus leyes. Una de las situaciones más sencillas se da cuando un robot debe dañar a un ser humano para evitar que dos o más sufran daño. Aquí los robots decidían en función de un criterio exclusivamente cuantitativo, quedando luego inutilizados, al verse forzados a violar la primera ley.

Las Tres Leyes surgen como medida de protección para los seres humanos. Según el propio Asimov, la concepción de las leyes de la robótica quería contrarrestar un supuesto "complejo de Frankenstein", es decir, un temor que el ser humano desarrollaría frente a unas máquinas que hipotéticamente pudieran rebelarse y alzarse contra sus creadores.

Las Tres Leyes
  1. Un robot no hará daño a un ser humano o, por inacción, permitir que un ser humano sufra daño.
  2. Un robot debe obedecer las órdenes dadas por los seres humanos, excepto si estas órdenes entrasen en conflicto con la primera Ley.
  3. Un robot debe proteger su propia existencia en la medida en que esta protección no entre en conflicto con la primera o la segunda Ley.

Conclusión
Las tres leyes de la robótica representan el código moral del robot. Un robot va a actuar siempre bajo los imperativos de sus tres leyes. Para todos los efectos, un robot se comportará como un ser moralmente correcto. Sin embargo ¿Es posible que un robot viole alguna de sus tres leyes? ¿Es posible que un robot "dañe" a un ser humano? La mayor parte de las historias de robots de Asimov se basan en situaciones en las que a pesar de las tres leyes, la respuesta a las anteriores preguntas es "sí".

Autor: Alberto Sandoval V. (Consultor CRESE).
 
PERO, EL TRABAJO ES UNA NECESIDAD
¿Será posible que los robots le quiten el trabajo a las personas?

Una de las claves para responder a esta pregunta esta en comprender que el trabajo no es un mal necesario, ni sirve únicamente para ganar dinero.

Existen al menos cuatro bienes que provienen del trabajo: Ganar dinero, desarrollarse, servir a los demás y hacer equipo (o mejor aún, comunidad) compartiendo una misma misión.  

El trabajo es una necesidad para desarrollarnos y realizarnos como seres humanos.

En todo caso, son los trabajos rutinarios los que no son dignos para las personas, como lo muestra convincentemente la película Tiempos Modernos de Charles Chaplin (https://youtu.be/ieJ1_5y7fT8 )

 
PATROCINADOR ESPECIAL DE ESTE BOLETÍN DE ENERO: IDËBI
Los cuadros IDËBI para bicicletas, con diseño sustentable, contribuyen a la mejora del medio ambiente al no usar soldadura.
A través de los años la soldadura produce cáncer de piel a los trabajadores que la emplean, y la perdida de la vista a pesar del uso de la careta. Además, al igual que los aerosoles, la soldadura y sus gases afectan la capa de ozono perforándola. (Link con documento del Texas Department of Insurance, Division of Workers’ Compensation,  sobre los peligros relacionados con la soldadura: https://goo.gl/SDxc4S)

Más informes sobre  los cuadros IDËBI para bicicletas con el arquitecto Rogelio Sevilla al (52) 1-7227110922.
 

LA RSE: ¿UNA PARED APLANADA Y HUECA POR DENTRO?

En los casi 20 años que lleva la Responsabilidad Social Empresarial (RSE), desde que Kofi Annan, el séptimo secretario general de las Naciones Unidas, lanzó el Pacto Global de la ONU, se ve con preocupación que la RSE sigue siendo cosmética en la gran mayoría de los casos. Como nos dijo confidencialmente la directora de una multipremiada fundación empresarial: "Lo que tenemos es como una pared aplanada y hueca por dentro".

También, hace poco nos contactó una persona para preguntar nuestra opinión sobre un comunicado que había enviado a los directores de dos reconocidas organizaciones que promueven la RSE de México.  En este comunicado también menciona que la RSE es casi siempre superficial o cosmética.

Es un clamor: Después de casi 20 años, la RSE sigue en deuda.   Albert Einstein dijo que si queremos tener mejores resultados debemos hacer las cosas de forma diferente.

En este sentido, a la RSE le faltan varias cosas que podemos resumir en 5 líneas estratégicas de acción: Centrarse en la persona, fundamentarse en principios éticos, Trabajar en la congruencia, Construir confianza y mejorar su Impacto con beneficios reales y medibles.


1. Centrada en la Persona y en su desarrollo humano integral y solidario
Las empresas tienen una función social: ofrecen productos y servicios necesarios para la sociedad, tienen la necesidad de ser rentables y la obligación moral de ser más humanas y humanizantes.
La centralidad en la persona requiere que las empresas y organizaciones consideren en todo momento el respeto a la dignidad de las personas y su desarrollo humano integral y solidario.
Esto significa, sobre todo, que la persona no puede ser usada como un medio para mejorar la productividad o rentabilidad de la empresa u organización. Estos objetivos se alcanzan más fácilmente cuando el respeto y el desarrollo de las personas se convierte en un objetivo principal.

2. Cimentada en Principios éticos universales
Los principios éticos como el Respeto a la Dignidad de las Personas, la Solidaridad, la Subsidiaridad y el Bien Común Organizacional son una base sólida sobre la cual se puede construir una estrategia de Calidad Humana y Responsabilidad Social que puede contribuir a mejorar las estructuras económicas, políticas y sociales. Una estrategia que no se construya sobre estos cimientos corre el riesgo de ser pasajera.

3. Congruente
La congruencia obliga a que las acciones de Calidad Humana y Responsabilidad Social de las empresas u organizaciones comience atendiendo las necesidades básicas y el desarrollo de su propio personal y sus familias.
Una estrategia de Calidad Humana y Responsabilidad Social no se puede reducir a una lista de control o peor aún a una campaña de publicidad e imagen.

4. Confiable
La confianza en un sistema y en una empresa depende de 4 factores:
  • Congruencia
  • Comunicación
  • Resultados
  • Verificación externa

Sólo la Calidad Humana y Responsabilidad Social congruente es creíble y confiable; la comunicación es necesaria para dar a conocer las prácticas de las empresas y construir confianza; los resultados son necesarios para demostrar que la Calidad Humana y Responsabilidad Social no son solo buenas intenciones; y la verificación externa fortalece la credibilidad y la confianza de las empresas y organizaciones ante sus grupos de influencia u otras partes interesadas.

La falta de confianza genera muchos obstáculos para la calidad humana y la responsabilidad social, siendo comúnmente el personal de las mismas empresas u organizaciones quienes en primera instancia, lo notan o padecen.

5. Cambio con Impacto real y medible
Para mejorar es necesario medir. La Calidad Humana y Responsabilidad Social genera impactos reales, positivos y perdurables, sociales, ecológicos, económicos y trascendentes que también se pueden medir.

Autor: Luis E. Olivera MDC

 

CRESE GUADALAJARA

En enero 2018 CRESE inició actividades en Guadalajara.  La oficina de Guadalajara estará a cargo de José de Jesús Guzmán Lupercio. Le deseamos mucho éxito en su labor de promover en las empresas la Calidad Humana y Responsabilidad Social Centrada en las Personas.  Si lo quieres localizar, su correo es jjguzman@rederac.com

Curso de la NMX-R-025-SCFI-2015 en Metepec, Estado de México
 

NMX-R-025-SCFI-2015

El 16 de enero de 2018 se capacitó a los consultores de CRESE en la Norma Mexicana de Igualdad Laboral y No Discriminación.

Esta Norma Mexicana es un excelente complemento para cumplir con algunos requisitos de la Norma CRESE, especialmente el requisito 15 para conciliar el trabajo y el descanso y el requisito 17 para tener un programa de no discriminación.  El aporte principal de esta Norma Mexicana es la construcción de igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres.

Los consultores de CRESE se capacitan constantemente en otros sistemas de Responsabilidad Social para dar un excelente servicio.

 

LA SUBSIDIARIDAD

En la antigüedad, "Subsidium" era el nombre que llevaban las tropas de reserva o las de la tercera línea de batalla.
Actualmente esta palabra se aplica a un principio ético.

Te obsequiamos esta infografía sobre la Subsidiaridad, uno de los principios de la Norma CRESE 2018, y como aplicarla en las empresas,

 

Email Marketing by ActiveCampaign